REDES SOCIALES

¿QUÉ ES UNA HOMOLOGACIÓN VEHICULAR?

Es el procedimiento por el cual un Estado miembro del Espacio Económico Europeo (EEE) certifica que un tipo de vehículo, sistema, componente o unidad técnica independiente cumple con la normativa.

¿QUÉ TIPO DE HOMOLOGACIONES HAY?

En función del número de unidades que se vayan a fabricar convendrá un tipo de homologación u otro. Se realizará una homologación tipo para la realización en serie sin límite de unidades. Una homologación de corte nacional si son 500 unidades o menos y una homologación individual si es para una única unidad.

PROCESO DE HOMOLOGACIÓN DE VEHÍCULOS

Antes de realizar cualquier proceso de homologación es fundamental tener la documentación completa del vehículo, ya que no es posible homologar un vehículo indocumentado. Si el vehículo cuenta con toda la documentación necesaria para iniciar el proceso de homologación, se enviaría escaneada ( a dos caras), a la empresa que elija el cliente, junto con las fotos del vehículo y la foto de la placa del fabricante. Imprescindible que las fotos que envíe el cliente sean claras y en la documentación se puedan ver todos los códigos y contraseñas.

Una vez se cuente con esta información se podrá:

– Realizar un estudio previo de la normativa que se le aplicará al vehículo en función de las fotos y la documentación que el cliente haya enviado

– Una vez aceptado el presupuesto se procederá a realizar la inscripción en el registro de fabricantes en el Ministerio de la Industria y en la UCA.

Con el objetivo de superar las auditorías UCA:

– Se realizará el proceso de implantación, mantenimiento y asesoramiento del Sistema de Calidad.

Para la puesta en servicio del vehículo:

– Se llevará a cabo la solicitud y tramitación de fichas ITV con el Ministerio.

¿QUÉ PROFESIONALES SON NECESARIOS PARA LA HOMOLOGACIÓN DE VEHÍCULOS?

El marco legal que regula la homologación de vehículos es muy amplio y complejo. Por ello es recomendable contar con ingenieros profesionales y expertos que puedan visar y dar a la homologación del vehículo. Además, así el cliente se asegura de que su vehículo cumple con la normativa de homologación de vehículos actual.

CONSECUENCIAS DE NO HOMOLOGAR UN VEHÍCULO

En el caso de que se instale algún elemento en un vehículo y para ahorrarse el importe que supone homologarlo, se decida circular con él sin pasar la ITV, se debe tener en cuenta que si la Guardia Civil para al individuo y se percata de que en el vehículo hay un elemento ilegal, por ejemplo, porque no viene de fábrica y no figura en la ficha técnica del coche. En consecuencia, la multa que le pondrán no será inferior a los 200€, incluso podrían llegar a inmovilizarle el vehículo. Además, en caso de tener un accidente, el seguro no le cubriría por no llevar el coche homologado. Por supuesto, también es ilegal que desmonte las piezas cuando llegue el momento de pasar la ITV y luego las vuelva a poner.

Ciertos riesgos que he explicado, anteriormente, se podrían evitar:

Vigilando lo que se compra, es decir, cualquier pieza que se quiera legalizar deberá estar homologada por su propio fabricante. Esto conlleva, llevar un certificado con un número de homologación para la UE. Es recomendable evitar adquirir productos chinos o artesanales de marca desconocida, porque así resultará casi imposible legalizar la pieza.

ARANTXA VALERO IRAOLA.

Puede que también te guste

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *